Niños de la Aldea Infantil SOS de Bali. Foto: Paco López.

¡Selamat pagi Bu!

Comienzo del día en la Aldea Infantil SOS de Bali

El día en la Aldea Infantil SOS de Bali comienza muy temprano. A las cinco y media de la mañana, las madres SOS ya están preparando el desayuno y levantando a los niños. Amanece a las seis de la mañana y, como todo Bali, la Aldea se despierta.

Jamás hubiera imaginado que yo me iba a despertar todos los días a esa hora y además, contento. Pero sí, a las cinco y media sonaba mi despertador y a las seis y veinte estaba listo para la actividad más bonita del día.

Salía de mi casa (la casa de invitados, Wisma en balinés) y empezaba un lento paseo por todas las casas (las casas de la Aldea Infantil SOS están a lo largo de un camino en forma de U).

"¡Selamat pagi Bu! ¿Apa kabar?" (¡Buenos días, mamá! ¿Como estás?) "Bu" es el término utilizado en Indonesia tanto para decir Señora, como Madre. ¡Qué nombre tan redondo!, ¿no?

"¡Baik baik saya!" (¡Bien, gracias!) "Selamat pagi Pako..."


Paco López (centro) con niños y jóvenes de la Aldea Infantil SOS de Bali, durante una ceremonia balinesa.

Así once casas, once Madres SOS, 100 niños... Y unos me saludaban con la mano mientras terminaban de desayunar, otros venían corriendo a darme un beso y otros, tras atarse rápido los zapatos, me cogían de la mano y me acompañaban en mi paseo, hasta la entrada de la Aldea, donde el autobús nos llevaría a la escuela sobre las siete. Allí, poco a poco, iban llegando todos los niños. Los mas grandes se iban andando mientras los mas pequeños y yo, esperábamos al resto. Después, diez minutos hasta la escuela, y regreso a la Aldea el conductor y yo.

Nunca en mi vida he estrechado tantas manos, he dado tantos besos y he recibido tanto cariño como en esa media hora diaria en la que la vida empieza en la Aldea. Qué importante es que los niños se sientan queridos y valorados desde que sale el sol, ¿no?

Ahora, en Madrid, cada vez que alguien me dice "Buenos dias" yo sonrio y le devuelvo el saludo mientras pienso... "Selamat pagi Bu".

- - -

Acerca de la Aldea Infantil SOS de Bali

Conocida como la Isla de los Dioses, la paradisíaca isla de Bali es famosa por sus elaborados templos y la cordialidad de sus gentes. La isla está repleta de playas bordeadas de palmeras, manantiales, densas junglas, pueblos con una maravillosa cultura. A pesar de formar parte de Indonesia, el país musulmán más grande del mundo, los habitantes de Bali son, en su gran mayoría, de religión hindú.

No muy lejos de sus famosas playas, se encuentra la ciudad de Tabanan, con casi medio millón de habitantes, la mayoría de ellos dedicados a la agricultura.

Y en las afueras de Tabanan, tenemos una Aldea Infantil SOS.

La Aldea Infantil SOS de Bali (SOS Desa Taruna Bali) alberga a 100 niños y niñas de todas las edades, la mayoría de ellos huérfanos, y con una característica común a todos ellos: la inmensa pobreza que les ha hecho llegar hasta nosotros.

Sin embargo, sabiendo eso, a los cinco minutos de conocer a los niños y a las madres SOS la característica común de todos pasa a ser la inmensa felicidad que se respira en todas partes.
 
Son niños que tienen historias muy tristes, pero son muy alegres.
Son niños que han llorado mucho en su vida, pero que ríen constantemente
Son niños que han conocido la cara ingrata de la vida, pero son muy generosos
Son niños que habían perdido el cariño de un hogar, pero ahora te regalan abrazos
Son niños condenados a no hacer nada, pero ahora no paran de bailar
Y las madres SOS están a su lado con su sonrisa, su dulce voz y su enorme capacidad de amar

Y después de pasar un mes con ellos, empiezas a pensar: ¿Será que el día que llamaron a Bali “La Isla de los Dioses” habían conocido la Aldea?

Paco López es nuestro Responsable de Relaciones Externas que ha pasado el mes de julio de voluntario y aprendiendo indonesio en la Aldea Infantil SOS de Bali.